Los animales y el color negro: creencias y mitos continúan

24 octubre, 2020

Justicia y Dignidad Animal

Por Mónica Lepe, Vocera de Justicia y Dignidad Animal, A.C. / @JyDAnimal

Fotos: Justicia y Dignidad Animal.

Estamos en octubre y es una época de fiestas como el Día de Muertos y Halloween. Estas fechas también nos remiten a ciertas creencias y mitos sobre los animales.

Los gatos negros no son de “mala suerte”; esta creencia alcanza también a otros animales por su color obscuro aunque el protagonista principal es el gato. Esta creencia es una herencia cultural que nos trajo la conquista.

Durante la Inquisición en el siglo XIII, los gatos negros fueron señalados en una bula (un tipo de decreto) por el Papa Grgorio IX como “compañeros de Satanás”. Esto les valió a los felinos padecer el mismo destino que las personas acusadas de herejía: torturas y muerte.

La Inquisición fue tan sanguinaria que la población de gatos descendió gravemente en Europa,  al grado que las ratas proliferan en exceso y con las pobres condiciones de higiene que había surgió la peste negra, enfermedad que mató a millones de personas.

Cuando Napoleón sube al poder, a pesar del miedo que tenía a los gatos, decreta protección para estos animales y penas muy fuertes para quien los dañe como medida para combatir la peste. Al llegar la conquista de América llega también la religión católica que seguía arrastrando conceptos negativos sobre estos animales.

Actualmente, la presencia de los animales de compañía en el internet ha ayudado a brindar una imagen positiva de ellos: son nuestros compañeros de juego, forman parte de la familia, nos acompañan en bodas y nacimientos y les consideramos en mudanzas y viajes cada vez más. Es común que se compartan anécdotas cotidianas con gatos y perros y esto anima a otras personas a adoptar y a cambiar su visión de estos animales.

Los animales negros y de color obscuro, aunado a otros factores, pueden tardar más tiempo en ser adoptados en las páginas y grupos de protección animal. Como lo refiere  Paulina Lamas de la plataforma informativa Adopta Guadalajara:

“Aunque úlimamente los gatos negros gozan de mayor popularidad sigue habiendo rechazo por parte de algunas personas; hay gatos y perros que se rezagan en las adopciones por su color, los gatos calicó o concha de tortuga, que son de tonos obscuros así como los perros negros, atigrados o color café sobre todo si son de talla grande tardan más en nuestras redes. Le insistimos a las personas en fijarse en las características individuales y de carácter de cada animal para elegir a su compañero ideal, más que en el color de su pelo; el gato o perro de color claro sigue siendo más fácil de colocar”.

Sobre las publicaciones en redes sociales de no dar animales negros en adopción durante octubre y parte de noviembre como precaución a que sean usados en celemonias, la recomendación de la plataforma es más enfocada a hacer procesos de elección, entrevista y seguimiento de quienes solicitan a cualquier animal, no entregarlos en la vía pública ni para regalo, esto como una forma de responsabilidad hacia el proceso de adopción durante todo el año y no sólo en una época determinada.

Charla de bienestar animal de Adopta Guadalajara:  Gatos y perros negros”.

Uno de los principales factores de discriminación en nuestro país es el color de piel; traducir esto a los animales rechazando a los de color negro u obscuro es reflejo de una sociedad superficial e injusta. El color no determina el temperamento ni hábitos del animal; creer que un perro negro será buen guardián o un gato negro es distante y no se muestra cariñoso es equivocado, cada uno tiene características propias e individuales como seres vivos. Y aunque actualmente tenemos acceso a muchas opciones informativas, sigue permeando nuestra herencia cultural que otorga al color obscuro una carga negativa.

Algunas costumbres en las fechas de Halloween y Día de Muertos incluyen actividades como usar disfraz, poner ofrendas y consumir golosinas. Es importante proteger a nuestros animales en casa durante estos festejos: no darles dulces, chocolates o comida no adecuada que pueda hacerlos enfermar, recuerda que ellos no procesan estos alimentos igual que las personas.

Sobre los disfraces, esta es una costumbre que tiene significado entre la gente, para los animales podría resultar cuando menos incómodo usar ropa o accesorios extraños que muchas veces impiden su libre movilidad y en casos extremos los llegan a lastimar; podemos hacerlos parte de estas tradiciones mediante accesorios pequeños, collares decorados o alguna fotografía conmemorativa.

Y no olvides evitar veladoras en las ofrendas del 2 de noviembre si ésta se coloca en espacios a donde acceden los animales de compañía, así como vigilar los cables de adornos inflables y de movimiento, para algunos perros y gatos podrían resultar un juguete para morder y jalar

Por favor, no difundas mitos y creencias que discriminan y dañan a los animales; ante una duda siempre busca la información e investiga en fuentes confiables.

Comparte

0 comentarios

Enviar comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Justicia y Dignidad Animal A.C

Somos una organización que nos enfocamos en la defensa de todos los animales.

Quizás también te interese leer