A dos años de la desaparición del joven violinista, Ángel García Trejo la Fiscalía de Jalisco no tiene líneas de investigación sobre su paradero

“Estoy a dos años y no hay algo que pueda decir hay un avance, no, no lo hay. No hay un compromiso por parte de Fiscalía y no lo va a haber mientras haya tantos desaparecidos y poco personal para la búsqueda” afirma Patricia Trejo, madre de Ángel García Trejo, joven violinista originario de Tepic, Nayarit desaparecido la noche del 24 de marzo de 2019 en Zapopan, Jalisco.

No hay avances en la carpeta de investigación, señala la señora Patricia, quien además, advierte que el caso se encuentra en el “punto cero” y no hay ningún funcionario público de alto rango que conozca si quiera su caso o, que en su defecto, la atienda para atender sus exigencias.

La carpeta de investigación del joven violinista se había visto retrasada por la burocracia y el papeleo apenas a un mes de su desaparición, así lo habría denunciado su madre en abril de 2019 frente a las puertas de Palacio de Gobierno en Guadalajara, mientras sus amigas y amigos concertistas tocaban sus instrumentos para exigir acciones contundentes de parte del Gobernador del estado, Enrique Alfaro, en su búsqueda.

Por Dalia Souza / @DaliaSouzal

Fotografía de portada Itzel Ximena Torres / @ximena_tra

“Trejo” así es como sus amigos y amigas nombran con cariño a Ángel, joven violinista quien ha dedicado la mitad de su vida al amor que siente por la música clásica.

Antes de ser víctima de desaparición, Ángel formaba parte de la Orquesta Sinfónica Juvenil de Zapopan y de la Orquesta Filarmónica Juvenil de Guadalajara. Originario de Tepic, Nayarit, viajó al estado de Jalisco para convertirse en actuario en la Universidad Autónoma de Guadalajara (UAG), así como para estar más cerca de su más grande pasión: ser concertista.

La noche del 24 de marzo de 2019, el joven violinista pretendía viajar a su ciudad natal, sin embargo, fue desaparecido en las inmediaciones de la Central Camionera de Zapopan, antes de abordar el transporte que lo llevaría a su destino.

A dos años de estos eventos, denuncia su madre, la señora Patricia Trejo, su expediente aún se encuentra en el “punto cero”, no hay líneas de investigación establecidas y tampoco un análisis de contexto que le permita a su familia estar más cerca de su paradero:

“Estamos a dos años ya de cumplir y es el momento que todavía no hay avances, que no hay una línea de investigación por parte de Fiscalía, aunque ellos digan que tienen líneas de investigación, aún no hay un compromiso real de las investigaciones y avances en la carpeta de mi hijo en su investigación”.

Como ya lo habría denunciado en abril de 2019, apenas un mes después de la desaparición de Ángel, la burocracia y el papeleo hacia el interior de la Fiscalía del Estado y el área de personas desaparecidas fueron y han sido las primeras de muchas limitantes en los procesos de búsqueda y localización de su hijo, muestra de ello, fue la respuesta que obtuvo de un servidor público cuando interpuso la denuncia, quien le dijo que se trataba de “otro desaparecido más”.

En aquel momento, parada frente a las puertas de Palacio de Gobierno y acompañada de las y los amigos del joven, quienes con sus instrumentos protestaron para demandar la aparición de su compañero concertista, solicitó la ayuda del gobernador, Enrique Alfaro.

“Justicia, diligencia en la investigación y apoyo del mandatario estatal” fueron algunas de las exigencias planteadas por la señora Patricia en ese momento. Sin embargo, a casi dos años de estos eventos, “no hay ninguna autoridad que pueda dar apoyo”, particularmente, de parte de los titulares de la Fiscalía del Estado y la Fiscalía Especial en Personas Desaparecidas:

“… son inalcanzables los funcionarios públicos de Fiscalía, estoy hablando del Fiscal del Estado, Gerardo Octavio Solís Gómez y estoy hablando de la Fiscal Especial en Personas Desaparecidas, Blanca Jacqueline Trujillo Cuevas. Me han negado las entrevistas por mucho tiempo, ya dejé de solicitarles entrevistas porque ni saben del caso de mi hijo completamente y no les interesa, es un desaparecido más, como tantos que hay aquí en Guadalajara”.

Defraudada y cansada de recibir negativas como respuestas a la exigencia de aparición de su hijo, Patricia Trejo manifiesta sentirse “sola en esta lucha”, al no haber acción ni de parte de los funcionarios obligados, ni de quien ocupa el ejecutivo del estado; pues si bien, hubo disposición de parte del personal de la oficina del gobernador, precisa que “cuando uno les hablaba se negaban a atendernos”.

Advertir que la investigación, búsqueda y localización de su hijo se encuentran en el “punto cero”, externa la señora Patricia, implica reconocer que las autoridades de la Fiscalía del Estado no han establecido una línea de investigación, ni análisis de contexto sobre la desaparición de Ángel que permita detener a algún sospechoso o estar más cerca de su paradero:

“Volvemos a investigar desde el punto cero y mi hijo cumple dos años de desaparecido el 24 de marzo y seguimos en la nada. No hay un solo sospechoso, no hay un avance, es uno más desaparecido, es una más en la lista que no le interesa a nadie más. Vengo de Fiscalía el día de hoy (viernes 19 de marzo) y no hay un avance, volvemos a retomar el punto cero, el día que desapareció mi hijo, a qué hora fue, con quién fue, qué es lo que estaba haciendo, volvemos a retomar esa línea”, explicó.

Al residir en la ciudad de Guadalajara, la señora Patricia precisa que esto ha favorecido a que las autoridades no avancen en el caso de hijo, pues no puede “dedicarse al 100%” a asistir presencialmente a las oficinas de la Fiscalía para demandarles información de seguimiento o para exigirles que hagan su trabajo; por ello, manifiesta sentirse decepcionada y con pocas certezas de a quién más acudir para que le den celeridad a su expediente y tener de vuelta a Ángel:

“Yo no vivo en Guadalajara, no puedo dedicarme al 100% en esto, me es imposible venir tan seguido. Ya no sé a quién acudir, a quién pedirle un apoyo, Fiscalía me ha decepcionado completamente, no hay líneas de investigación, no hay un análisis de contexto, minimizan todos los casos, no les interesan”.

Finalmente, exige al Gobierno del estado y a los titulares de la Fiscalía del Estado y la Fiscalía Especial en Personas Desaparecidas que trabajen en la carpeta de investigación de su hijo, pues, aunque reconoce que Ángel es uno de los 12 mil 134 personas desaparecidas de Jalisco (de acuerdo con el Registro Nacional de Personas Desaparecidas y no Localizadas (RNPDNO)), expresa que es su deber y obligación atender con diligencia cada uno de estos casos y ofrecer información a sus familias; familias como ella que, a dos años, no tiene un solo avance que le permita estar más cerca de su ser querido:

“Pedirle a Fiscalía que de dedique a hacer su carpeta de investigación, llevar avances y a la Fisca y al Fiscal que no minimicen nuestros casos y que nos tiendan, porque al fin y al cabo son funcionarios públicos y están dedicados a eso. ¿Cómo van a poder ayudarnos si desconocen el caso y desconocen los avances?” finalizó.

Ángel García Trejo tenía 29 años cuando fue desaparecido el 24 de marzo de 2019 en las inmediaciones de la Central Camionera de Zapopan, antes de abordar un autobús con rumbo a la ciudad de Tepic, Nayarit. Mide 1.76 m, es de tez blanca, cabello rizado y delgado. Si tienes alguna información sobre él da aviso a las autoridades de Jalisco.

Comparte

Dalia Souza
Periodista apasionada de la radio, comprometida con quienes resisten en la exigencia de verdad, memoria y justicia. Creo que el periodismo es una herramienta para construir paz y cambio social.

1 COMENTARIO

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí

Quizás también te interese leer