Cada año 10 millones de toneladas de plástico son arrojadas en los océanos

Menos del 9% de todos los plásticos que se utilizan en el mundo se reciclan y la mayoría de estos terminan en los mares.

La Sociedad Latinoamericana de Buceo Científico y Plastic Oceans México, llevaron a cabo la conferencia: “La contaminación plástica, enemiga de nuestros mares” con el objetivo de crear e inspirar cambios en el consumo y uso de plásticos, ya que, de acuerdo con la Corporación Centro de Excelencia en Ciencias Marinas (CEMarin) el 80 % de la contaminación en los océanos es causada por los seres humanos.

Por Jacqueline López / @jacqueline_lope

“Millones de toneladas de residuos plásticos llegan al medio ambiente sin sentido” manifestó Salvador Ávila, director de Plastic Oceans México. A decir de la organización, 50% de todo el plástico producido de manera global es para propósitos de un solo uso, es decir, que son utilizados solamente por unos cuantos minutos para después desecharlos. Aún más lamentable es que la mayoría de estos terminan en el mar.

Esto provoca que un millón de animales marinos de distintas especies mueran por la contaminación plástica de los océanos. Mueren por la ingesta de plástico, por enredos, asfixia, estrangulación o por desnutrición a causa de estos mismos desechos. Es por ello que resulta de suma importancia crear cambios en las formas de consumo.

En ese sentido, los plásticos de un solo uso son más comunes en México, Estados Unidos y Europa, por ejemplo, a través de botellas de plásticos, productos sanitarios, vasos, platos y contenedores desechables, bolsas y popotes.

“14% de los desechos que llegan al mar son botellas de agua, y es una botella que dura 5 minutos, media hora cuando mucho, pero en el medio ambiente dura ciento de años. En verdad es una cantidad de basura alarmante, porque son miles de millones de botellas al año” aseguró el director de Plastic Oceans.

Además, informó que las bolsas plásticas son uno de los residuos más peligrosos, ya que debido a su ligereza, el aire puede trasportarlas a cualquier parte, desde el fondo del mar hasta la cima de la montaña más alta, por lo que, es un residuo global que contamina todo y es muy difícil de controlar.

‘’Uno de los grandes problemas con las bolsas es que los animales suelen confundirlo con alimentos. Siendo las tortugas marinas una de las especies más afectadas por estos residuos, y esto sucede porque se las comen pensando que son medusas que es su alimento principal, tapándoles las vías respiratorias, el intestino y posteriormente les causa la muerte. Algo que es sumamente triste porque 7 de 8 especies marinas están en peligro de extinción’’ comentó Salvador Ávila.

Por otro lado, los contenedores y platos desechables representan el 6% de los desechos que llegan a los océanos. Si bien, a lo largo de los años se ha buscado mitigar el efecto negativo de estos, implementando materiales como los bioplásticos, el papel o el cartón, al seguir siendo objetos de un solo uso y de unos cuantos minutos, siguen representando toneladas de basura, además, si la comida que se transportó en ellos dejó grasa en estos ya no pueden ser reciclados.

Además, cabe señalar que aquellos productos que dicen ser de bioplástico y que prometer degradarse, suelen continuar utilizando los mismos materiales que demoran años en desintegrarse. Otro factor importante es que el bioplástico requiere ser llevado a empresas especializadas que permitan su desintegración a ciertas temperaturas; es decir, no sucede de manera fortuita al caer al suelo o el mar.

De la misma forma, los popotes son residuos que causan daños, representando del .025% al 1% de los residuos en océanos, por lo que, dejar de utilizar popotes no es un gran cambio para el planeta, sin embargo, de acuerdo con Salvador Ávila quitar el popote de las vidas diarias de los seres humanos ‘’es un gran avance’’ porque es el inicio de un movimiento para una vida libre de plásticos.

Es importante señalar que, aunque el porcentaje es muy bajo, la cantidad de popotes que se utilizan es muy alta y se estima que al menos tardan 100 años en degradarse. En México se producen al año 49 mil toneladas, por lo que se estima que una persona utiliza dos popotes a la semana y en Estados Unidos se utiliza uno al día:

‘’Uno de los más grandes problemas con los plásticos es que pasan años para degradarse, pero no desaparecen, sino que se convierten en micro plásticos’’ aseguró Salvador Ávila con preocupación.

Los microplásticos son plásticos que miden menos de 5 milímetros y aunque sean tan pequeños su estructura molecular no cambia, por lo que, no puede ser digerido por ningún animal, ni puede ser descompuesto. De esta manera se estima que hay alrededor de 600 mil toneladas de micro plásticos en el océano, flotando.

A decir de Salvador Ávila, citando estudios realizados en octubre del 2020 “al menos hay 30 veces más de microplásticos en el fondo del mar”. Esto implica que pasamos de 600 mil a al menos 14 millones de toneladas en el mundo, esto sin contar bolsas, botellas, vasos, etc.

“Un animal se come los micro plásticos, los seres humanos nos comemos al animal, por lo que también nos comemos los micro plásticos’’ aseguró Salvador Ávila. Lo que significa que también afecta la cadena alimentaria.

Explicó que, al no ser digerido por el cuerpo, la gran mayoría de estos microplásticos se quedan en el organismo. Se estima que el ser humano come más de 40 libras de plástico en toda su vida y, aunque, los problemas de salud que estos producen aún no se conocen, sigue siendo un tema muy alarmante y peligroso.

Finalmente, aseguró que la solución a este gran problema es formar un equipo entre las empresas, los individuos y los gobiernos, pues se trata de una responsabilidad compartida. Las empresas continuando con prácticas que generen consumos plásticos porque les es redituable, el individuo consumiendo los productos plásticos porque le es cómodo y el gobierno al dejar que las empresas sigan generando estos productos.

La clave está, señaló, en generar redes y esforzarse para lograr cambios que ayuden al medio ambiente, animales y personas.

Comparte

Jacqueline López
Estudiante de Criminologia, criminalística y técnicas periciales. Feminista. Apasionada por contar la verdad, pedir justicia y respetar los derechos humanos.

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí

Quizás también te interese leer