En México desaparecen a nuestras niñas, niños y adolescentes ¡Alto a la niñez desaparecida!

29 agosto, 2020

En México, existen 5 mil 810 niñas, niños y adolescentes (NNA) desaparecidos y no localizados desde agosto de 2019 al 28 de agosto de 2020, por lo que Karla Quintana, Comisionada Nacional de Búsqueda de Personas Desaparecidas en México, reconoce que quiénes están siendo desaparecidos es la niñez, adolescencia y juventud en México.

A pesar de que la Ley General en Materia de Desaparición Forzada de Personas refiere un capítulo específico para NNA y obliga al Sistema Nacional de Búsqueda a generar un protocolo de búsqueda de menores, aún está pendiente de aprobarse.

Por: Fernanda Lattuada/@MariferLattuada

En el marco del Día Internacional de las Víctimas de Desaparición Forzada, a través del webinar “Niñez Desaparecida ¿Cómo enfrentar este crimen de lesa humanidad?” organizado por Tejiendo Redes Infancia, Karla Quintana —Comisionada Nacional de Búsqueda de Personas Desaparecidas en México— reconoció que la niñez está siendo desaparecida de manera alarmante en país.

Y es que, el 32 por ciento de las personas desaparecidas y no localizadas en México de agosto de 2019 al 28 de agosto de 2020, corresponde a niñas, niños y adolescentes, de acuerdo con el Registro Nacional de Personas Desaparecidas y No Localizadas.

“Tenemos un altísimo porcentaje de NNA reportados como desaparecidos. Subrayo reportadas porque es el número oficial, pero sabemos que existe un subregistro de mucha gente que no denuncia una desaparición por desconfianza o miedo a las autoridades», explicó Karla Quintana.

De joven a joven

Fernando tiene 13 años de edad y desde hace cuatro años se ha dedicado a investigar la desaparición de niñas, niños y adolescentes; ya que considera que es importante hablarle a la niñez sobre esta realidad para generar conciencia y empatía “porque los desaparecidos nos faltan a todos”.

De acuerdo con su primera investigación, de las 143 niñas, niños y adolescentes de entre nueve y 15 años de edad encuestados, a pesar de que el 53 por ciento afirmó saber qué es la desaparición, únicamente el dos por ciento logró definirla.

Fernando señaló además que, los protocolos de búsqueda de menores de edad no son aplicados correctamente por parte de las autoridades:

“Realicé una encuesta a 47 familiares de menores de edad desaparecidos y el 90 por ciento afirmó que no aplicaron de manera inmediata la alerta Amber […] así mismo, el 79 por ciento dijo que las autoridades no respetaron el interés superior del niño ni se adoptó un enfoque de género; y todo esto viola la Constitución y la Convención de los Derechos del Niño”, puntualizó Fernando.

Conforme a la Ley General en Materia de Desaparición Forzada de Personas, refiere el interés superior de la niñez y la obligación de las autoridades de realizar la investigación y búsqueda especializada de manera inmediata.

“Una cosa es que existe la alerta o protocolo y otra es que las autoridades lo apliquemos de manera inmediata […] la propia Ley, por impulso de la sociedad civil, obliga al Sistema Nacional de Búsqueda a generar un protocolo para NNA. Ese es aún un pendiente y estamos trabajando en ello, esperamos tenerlo a fin de año”, declaró la Comisionada Nacional.

Además de un enfoque especializado para menores de edad, Fernando considera primordial la perspectiva de género, ya que, según su última investigación, la desaparición de niñas y mujeres jóvenes está relacionada al 100 por ciento con la trata de personas.

De acuerdo con el Registro Nacional de Personas Desaparecidas y No Localizadas, de agosto 2019 al 28 de agosto del presente año, de los 17 mil 775 menores de entre 0 a 17 años que fueron reportados, el 61 por ciento son mujeres, es decir, 10 mil 946 mujeres jóvenes.

Una cultura de nuevas masculinidades, entre otros aspectos, es uno de los elementos fundamentales para detener la desaparición de niñas y adolescentes con fines de trata de personas, específicamente explotación sexual, destacó Fernando.

“Vivimos en una incultura (sic) machista, binaria y patriarcal; y la mayoría de las autoridades encargadas de las investigaciones son hombres. Y todo esto produce que no se tome la perspectiva de género en las búsquedas como una prioridad […] que si se fue de fiesta, con el novio, la desaparecieron porque tenía el escote muy largo; dejar a un lado eso y hacer una búsqueda inmediata. Además, existe la mentalidad de la posesión del cuerpo femenino por parte de los hombres y esto crea todo tipo de violencia de género», reiteró Fernando.

En la opinión de Juan Martín Pérez, coordinador de Tejiendo Redes Infancia es necesario seguir reflexionando que muchas niñas, niños y adolescentes no conocen la realidad de la desaparición:

“El gran problema de cualquier hecho delictivo es pensar que a nosotros no nos va a suceder. En México esto ya no es un tema de una zona o de alguien, tiene que ver con escenarios del crimen organizado, con la impunidad y la fragilidad de las respuestas de las instituciones”.

El pasado jueves 27 de agosto la Comisión Nacional de Búsqueda de Personas Desaparecidas en México, aprobó el Protocolo Homologado de Búsqueda, el cual será de uso obligatorio para las comisiones de búsqueda, instituciones de seguridad pública de los tres niveles de gobierno, autoridades ministeriales, instituciones de asistencia social, hospitales, autoridades electorales y migratorias, del registro civil, diplomáticas y radiodifusoras.

Comparte

0 comentarios

Enviar comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

María Fernanda Lattuada

Reportera apasionada por la fotografía y temas sobre la defensa de la dignidad como: feminismo, migración, alimentación digna y desaparición forzada. Ganadora del Premio Jalisco 2019 en la categoría de estudiantes. Originaria de Tampico, Tamaulipas, pero sus ganas por dedicarse al periodismo la trajeron a Guadalajara. Actualmente estudia en el ITESO.

Quizás también te interese leer