“Electroloc*s”: una propuesta para “desmarcar” el arte

Irak Morales, fue el primer invitado a las “residencias” a las que ha convocado el colectivo Laboratorio de Imaginación Colectiva (LIC), las cuales tienen como propósito generar una conversación entre artistas con experiencia y con quienes apenas están en proceso de formación.

“Electroloc*s” es el resultado del trabajo realizado por Morales en su estadía en Guadalajara, Jalisco gracias a la convocatoria del LIC. Compuesta por 15 piezas de arte, entre ellas un collage, esculturas y un performance, la exposición fue presentada el pasado sábado 5 de junio.

Por Aletse Torres Flores / @aletse1799

Fotografías cortesía de Irak Morales

Laboratorio de Imaginación Colectiva (LIC), es un colectivo independiente que trabaja desde el arte y está conformado por historiadores, docentes, artistas y estudiantes de la profesión.

En 2020 realizaron un ciclo de charlas con artistas de la escena tapatía y con Wendy Cabrera Rubio, perteneciente a la comunidad artística de Ciudad de México. A un año de este espacio, en 2021, esperaban comenzar a retomar estos diálogos con las y los artistas de cualquier rincón de México.

Así surge la idea de “Residencias LIC”, con la finalidad de generar un diálogo positivo entre artistas de la colectiva y provenientes de otras zonas geográficas del país. De esta manera, el programa de residencias autogestionadas, permite a cada artista participante tejer redes de conocimiento, cuestionar, repensar y transformar el contexto que le rodea.

Su primer invitado fue Irak Morales, artista de la Ciudad de México, sus exposiciones han sido presentadas en museos, centros culturales y espacios autónomos de México, Colombia, Ecuador, Guatemala, Argentina, Brasil, Los Ángeles, entre otros.

A decir del artista, su trabajo no se limita a un solo tema, se transforma acorde al contexto y a su sentir, pues, asegura que, la monotonía “revienta” y encuentra lo extraordinario en lo rutinario.

La residencia

Las residencias «residencias artísticas» o «residencias de arte» son programas que invitan a escritores, pintores, productores audiovisuales, o cualquier artista que tenga una propuesta de proyecto acorde a su disciplina, a concretarlo durante una estancia en el extranjero.

En el caso del proyecto de “Residencias LIC”, un artista del escenario nacional es seleccionado para realizar una estancia de 15 días fuera de su lugar de origen, con el objetivo de fomentar su concentración en un nuevo proyecto, conocer a otros artistas e iniciativas de arte de la misma rama y exhibir su trabajo en la manera que desee (talleres, charlas, exposiciones).

Para Irak Morales, estos espacios son “necesarios” para construir una conversación entre colegas del colectivo y del gremio artístico, a través del intercambio cultural, de conocimiento y percepción:

“Este intercambio de ideas nos ayuda. A veces parece que mi trabajo no tiene ni pies ni cabeza, pero esto me ayuda y les ayuda a conocer por lo menos mi proceso creativo… Es diferente lo que te dice la academia y lo que en realidad es el proceso” comentó Morales.

Además, el artista explica que existe un involucramiento manual y creativo de quienes integran el colectivo en las obras que se realizan, lo que crea un lazo entre los y las creadoras.

“Electroloc*s”

Electrocol*s, fue el nombre de la exhibición de Irak Morales, resultado de la residencia que realizó con el LIC; estuvo conformada por 15 obras que incluyen desde collages, hasta esculturas, piezas sonoras y olorosas. El creador, expresó que las piezas tratan sobre su experiencia de habitar en otros espacios, la libertad de explorar su creatividad, adaptarse a los mismos y la opinión de otros artistas.

Su obra favorita o que “más le emocionaba” fue el performance Electrocol*s”, el cual consistió en tatuar en naranjas cada letra del título de la obra y con su jugo preparar “aguas locas” (bebida alcohólica) mientras de fondo sonaba un sampleo de electrocumbia:

Mi propuesta discursiva era mostrar ciertos oficios que suelen ser de “emergencia”, por ejemplo, mientras vendo mi pieza, pues también vendo jugos o tatúo en mi caso” comentó Irak.

La falta de espacios para artistas independientes

“Los museos no se prestan para el carácter de estas exposiciones, deben de cumplir una agenda, en la cual no entramos” sentenció el artista.

Frente a este obstáculo, surgen los espacios alternativos o independientes como vías fuera de las estéticas e instituciones artísticas dominantes, que buscan albergar expresiones artísticas nuevas, frescas y ajenas a intereses comerciales.

En estos lugares encontramos arte osado y arriesgado que niega el confort del cubo blanco en pro de la experimentación, llevando al límite las concepciones mismas de “arte”.

Así lo reconoce Morales y quienes integran el LIC. Y es que, advierten que sin la existencia de estos espacios la mayoría de las y los artistas se detendrían y la escena artística sería solo para quienes son “reconocidos” por la sociedad.

Finalmente, con este proyecto el colectivo espera construir un escenario que rete y reinvente el arte, uno que invite al diálogo, a reflexionar sobre las nociones con las que ha sido concebida el arte y para crear sus propios espacios, sin ningún tipo de restricciones.

Comparte

Aletse Torres
Vivo de café, amo los gatos, no creo en las etiquetas. Desde niña quise ser periodista por Spiderman, me invento unas fotos, cubro cualquier tema con pasión, respeto y verdad.

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí

Quizás también te interese leer